Al suscribir el Acuerdo de París, políticos representantes de 195 naciones del planeta han manifestado que la naturaleza está equivocada, el sol no existe, la fotosíntesis nos perjudica y la combustión es el gran enemigo de la humanidad, cargando toda la responsabilidad del efecto invernadero y el calentamiento global solamente al CO2, que constituye el 0.035 % del aire atmosférico, ignorando asimismo que el H2O  es también producto de la combustión,  el 4% del aire  y ocupa ¾ partes de la superficie terrestre, manipulados por quienes tratan de convencernos de que disminuyendo las emisiones del CO2 lograremos controlar el calentamiento global y sus apoteósicas consecuencias, para conseguir grandes recursos financieros con proyectos intrascendentes y fantasmas.

 

descargar-pdf